Guía Druida Guardián

Shadowlands

(Actualizado a 9.0.2)

Los Druidas con especialización de Guardián, tiene la función de tanque, resistente al daños mediante fuertes reducciones pasivas, un gran porcentaje de salud, una mayor curación recibida según la maestría y una mitigación del daño activa acumulativa. Son un tanque que absorbe bastante daño y una vez que se ha adquirido suficiente equipo, en su mayoría son autosuficientes con un estilo de juego único a diferencia de cualquier clase. Aportan una buena utilidad a los grupos de bandas y piedras angulares míticas como tanque. Los druidas guardianes sobresalen en los encuentros en los que una gran mayoría del daño entrante es físico o cuerpo a cuerpo.

Talentos genéricos

Talentos en Castillo de Nathria

Estadísticas prioritarias

Versatilidad > Maestría > Celeridad > Golpe Crítico  

Rotaciones

Destrozar > Vapulear > Fuego lunar > Cornada > Pelaje férreo (Defensivo) > Magullar > Regeneración frenética (Curación)

Rotaciones con Curias

Kyriano

Almas gemelas, al empezar la rotación

Venthyr

Frenesí voraz, al empezar la rotación

Necroseñor

Enjambre adaptable, en tiempos de reutilización

Sílfide nocturna

Convocar a los espíritus, al empezar la rotación